El 11 de marzo de 1824 Rivadavia firmó un decreto autorizando el ingreso de inmigrantes, según la propuesta de los hermanos Juan y Guillermo Parish Robertson, quienes reclutaron 220 personas en Edimburgo e inmediaciones (Escocia).

Es así como el 22 de mayo de 1825 se embarcaron en el puerto de Leith 43 matrimonios, 42 hombres solteros, 14 mujeres solteras y 78 niños, todos movidos por la esperanza de iniciar una nueva y próspera vida en el Río de la Plata.

Embarcados en la fragata The Symmetry of Scarboro, y tras una azarosa navegación de casi ochenta días, estos inmigrantes arribaron a la costa de Buenos Aires el 11 de agosto de 1825. Pero cuando llegaron a Buenos Aires el gobierno no cumplió con lo pactado.

Esto hizo que los Parish Robertson adquieran las estancias “Santa Catalina”, “Monte Grande” y “La Laguna” para alojar a sus compatriotas. Si bien esta iniciativa también fracasaría, sería la piedra fundacional del nacimiento del Partido.

En diciembre de 1862 la compañía “Coni, Sansinena y Compañía” compra tierras en la zona. Lo que en un principio surge como un mero emprendimiento comercial, daría lugar a la formación del pueblo de Monte Grande. La empresa realizó el loteo con 74 manzanas céntricas, 54 quintas y 36 chacras. Finalmente, el 3 de abril de 1889 nace Monte Grande, como parte de Lomas de Zamora. El 20 de julio de 1889 se funda la estación del ferrocarril en Monte Grande, como parte del ramal Temperley – Cañuelas, un trazado de vital importancia para el crecimiento económico de la zona. Paralelamente al crecimiento de Monte Grande, fueron surgiendo las otras localidades: La primera fue Jorge Canning, el 8 de febrero de 1911. Ya con el nacimiento del Partido, se crearon Luis Guillón, el 6 de noviembre de 1926; El Jagüel, el 23 de septiembre de 1951; y 9 de Abril, el 18 de septiembre de 1978.

Un momento de suma importancia en la historia local sucede en la inauguración de la Parroquia Inmaculada Concepción, en 1905. Era el reflejo del esfuerzo y el aporte de los vecinos de aquel viejo Monte Grande. En 1908 comenzó a funcionar el primer edificio municipal, ubicado en la esquina del Boulevard La Plata (hoy Av. Nuestras Malvinas) y Boulevard Máximo Paz (hoy Dolores R. de González Ocantos). Esta propiedad es una de las más antiguas de la zona que todavía está en pie. Perteneció a Don Luis Guillón, precursor y cofundador del Municipio.

La falta de transporte (había un sólo tren diario) y la dificultad de los caminos aislaba a la ciudad y sus vecinos, los que acusaban de “abandono y desinterés” a las autoridades de Lomas de Zamora. Por eso, en 1911, un grupo de vecinos destacados decidió formar una Comisión Emancipadora, con el objetivo de crear un nuevo Partido. El senador Eduardo Arana presentó ante la Legislatura provincial un proyecto para la autonomía del Distrito y propuso el nombre “Esteban Echeverría”, en homenaje al destacado intelectual. La ley Nº 3.467 fue promulgada el 9 de abril de 1913, asignando a Don Enrique Santamarina el título de primer Comisionado. Una vez fundado el Partido, se estipula la localidad de Monte Grande como cabecera. En ese entonces, abarcaba desde el límite con Lomas de Zamora hasta Cañuelas y San Vicente.

El 26 de junio de 1921 quedaría formalmente inaugurada la Plaza Bartolomé Mitre. En esa fecha la plaza central de Monte Grande dejó de llamarse Nueva Escocia para adoptar su nombre actual, en conmemoración al centenario del nacimiento del General Mitre.

Ante el crecimiento de la población, era necesario atender las nuevas problemáticas de salud del Distrito. Así nació la “Casa de Primeros Auxilios San José”, el 1 de junio de 1930. En poco tiempo, al servicio de hospitalización general se sumó el de maternidad y el de atención de niños de ambos sexos. Así nacía el primer hospital, gracias a la conciencia solidaria de una mujer emblemática en la vida echeverriana: Sofía Terrero de Santamarina.

En 1970, Esteban Echeverría pierde 70 km2 para formar parte del partido de Presidente Perón. También volvió a perder terrenos en 1994 cuando la ley 11.550/94 creó el Partido de Ezeiza. El espacio cedido al nuevo Municipio es el que va desde la Autopista Jorge Newbery y la Ruta 52 hasta el límite de Cañuelas.

En los últimos años ocurrieron hechos que sin dudas serán calificados de “históricos” en futuras cronologías de Echeverría. Por ejemplo, la construcción de una planta de tratamiento cloacal que permitirá que todas las viviendas del Partido tengan cloacas, las masivas obras de pavimentación que generan progreso en los barrios y el inicio de los trabajos para hacer un nuevo hospital de máxima complejidad en Monte Grande.